Blog

Entérate de los más recientes acontecimientos e innovaciones en nuestra industria

Blog

Fique por dentro dos acontecimentos mais recentes e inovações em nossa indústria

Blog

Find out about the latest developments and innovations in our industry

12 mar 2019

Tercerización logística para optimizar tu almacén

Optimización de la cadena de suministro
Compartir:

Para optimizar su almacén, las compañías deben registrar todos los procesos que ahí se realizan, conocer las características especiales de los productos que manejan y contar con espacios de almacenaje que brinden adecuada protección y monitoreo a la mercancía.

Esto pueden hacer que las compañías inviertan tiempo en actividades que no están relacionadas con su core business o las encuentren complejas al no contar con personal experto y tecnología de punta que agilice estos procesos. Por eso, una solución inteligente es contratar a un operador logístico integral que aplique sus conocimientos y experiencia en optimización.

Tercerizar significa dejar de operar de manera directa algunas áreas del negocio y pasarlas a manos de un proveedor externo especializado, lo que proporciona grandes ventajas para las compañías contratantes. Les permite, por ejemplo:

  • Enfocarse en actividades vitales que agreguen valor al negocio.
  • Obtener asesoría especializada de parte de expertos logísticos.
  • Sumar esfuerzos para superar los objetivos de logística y mejorar los indicadores comerciales.
  • Adquirir ideas que no surjan internamente o complementar las ya existentes gracias al conocimiento experto del proveedor.
  • Ocupar menos espacio de trabajo e invertir menos en capital humano. 
  • Convertir algunos costos fijos en costos variables que, para algunas compañías, se vuelve beneficioso.

A continuación, te presentamos algunas ventajas de tercerizar con un experto la operación de tu almacén:

En cuanto a eficiencia:

  • Implementar la filosofía lean en los procesos logísticos, es decir, eliminar los desperdicios y actividades que no agreguen valor al producto o servicio que se ofrece al cliente. Este modelo aplicado en las etapas de recolección y empaque hace que se requiera invertir menos tiempo en buscar o verificar el inventario y que el reabastecimiento sea preciso.
  • Diseñar y administrar almacenes omnicanal que resguarden el inventario de varios canales, lo que permite una adaptación más flexible de la demanda y una disminución de costos de mano de obra.
  • Evaluar la efectividad para saber si se están aprovechando al máximo los recursos y evitar problemas que puedan afectar a toda la cadena de suministro.
  • Realizar auditorías operativas de almacén que ayuden a establecer los tiempos de los procesos logísticos y la distribución de los espacios. Estas revisiones deben ser tan periódicas como se necesite, pero se recomienda hacer al menos una cada año.

En cuanto a productividad: 

  • Automatizar procesos que resulten en una mayor producción y precisión en el almacén y en importantes ahorros en contratación de personal.
  • Determinar la metodología de recolección o bien, analizar la ya existente, para saber si se adapta adecuadamente a la compañía. El proceso de selección impacta directamente a la productividad de la cadena de suministro.
  • Mejorar la comunicación entre los departamentos y sistemas al proporcionar información crítica de cada pedido que eviten cambios en el sistema de asignación de fechas de almacenamiento.
  • Implementar estrategias de recolección que incluyan agrupar y empaquetar los componentes en kits personalizados, con lo que se reducen los tiempos de manejo de inventarios y se aprovecha mejor el espacio.
  • Utilizar equipos y herramientas tecnológicas de alta calidad que generalmente no son adquiridos por algunas compañías por sus altos costos, pero que incrementan significativamente la precisión y la productividad.
  • Proporcionar reportes con métricas correctas en tiempo real, que informen los niveles de productividad y costos. Al medir los resultados por operador y por turno, se genera accountability en los colaboradores para garantizar el cumplimiento de los flujos.
  • Minimizar errores como productos mal etiquetados o extraviados y pedidos incompletos o incorrectos, gracias a que cuentan con los mejores sistemas de administración de almacenes o WMS que eliminan fallas, verifican datos, generan pronósticos y notifican interrupciones. Al contratar este servicio con un operador logístico, los clientes obtienen estos beneficios sin necesidad de invertir en costosos softwares.
  • Programar mantenimientos que ayuden a identificar problemas antes de que sea tarde para resolverlos.
  • Implementar la técnica cross docking, que consiste en descargar los materiales de las unidades entrantes e inmediatamente cargarlos en unidades salientes para almacenarlos lo menos posible. Esta práctica es especialmente benéfica para productos perecederos.

En cuanto a seguridad durante la operación

  • Brindar recomendaciones sobre seguridad y equipo de protección de manera consistente, para evitar accidentes, como resbalones, tropezones y caídas. Esto incluye el diseño de rutas seguras, el establecimiento de altos estándares de seguridad, la colocación de señalética e iluminación adecuados.
  • Asesorar y participar en la creación de una cultura de seguridad liderada por un comité que diseñe un plan de prevención que proteja a los colaboradores y proporcione ahorros, mayor productividad y menos instalaciones e inventario dañado.

En cuanto a seguridad de la mercancía:

  • Implementar un sistema de geolocalización que proporcione datos detallados para el monitoreo y seguimiento de los envíos en tiempo real.
 

Contribuciones que un operador logístico puede hacer a la organización y diseño del almacén

  • Evitar mezclar diferentes productos en la misma estantería, lo que resulta en mayor productividad y menor inversión de tiempo.
  • Maximizar las estanterías a través de estrategias de almacenamiento vertical y pasillos estrechos que permitan agregar más posiciones en el mismo espacio.
  • Evaluar sistemas de estanterías de acuerdo con las necesidades de almacenamiento y protección, que reduzcan el número de toques y el traslado de los colaboradores encargados de la recolección.

Para hacer de estas contribuciones una realidad, los operadores logísticos emplean ciertas tecnologías en los servicios que prestan, por ejemplo:

  • Sistemas de notificaciones avanzadas de envío (ASN), que alertan de retrasos, interrupciones y desviaciones, sobre todo en los procesos de compra y administración de inventarios.
  • Sistemas de identificación por radiofrecuencia (RFID), que optimizan los procesos de recepción y seguimiento de materiales de manera rentable.
  • Sistemas de administración de almacenes (WMS), software que da soporte a las operaciones diarias de almacén: gestión de tareas, seguimiento de inventario y devoluciones eficientes. Se puede complementar con escáneres o sistemas de voz.
  • Plataforma de demanda de personal, que determina la cantidad de colaboradores necesarios en cada tarea logística según datos históricos.

Cuando se optimiza un almacén y se eficientizan los procesos que ahí se realizan, las compañías mantienen bajos sus costos y satisfechos a sus clientes. Esto lleva a la necesidad de buscar empresas especializadas en logística, como Solistica, que contribuyan a mantener las operaciones al día de manera efectiva.

Al trabajar con clientes distintos clientes, Solistica aplica la logística transformacional que consiste, entre otras cosas, en poner en marcha las mejores prácticas de diferentes industrias, así se garantiza que el cliente obtendrá el mejor servicio y mayor rentabilidad.

Sobre el autor
Solistica
Solistica

El contenido de esta publicación es brindado por el autor y no representa la posición de la empresa respecto al tema